Peach…


 

Me sucedió algo la mar de raro, un amigo me cito en su casa para hablar. Es una de esas casas alegres que siempre tiene gente, pero esta vez estaba solo para nosotros, dijo que aunque el país se estaba hundiendo ya teníamos una edad, para empezar a hacer planes. Pues bueno pensé, ¿que planes?, ¿Qué no me paso la vida haciendo planes?
Tenia una baraja en la mano y no dejaba de darle vueltas, me ofreció un trago de los que escupe su coctelera y puso dos sillas de frente junto a la mesa. No lo había visto tan serio desde la desgracia con su padre. Entonces me dijo, te cite para hablar del hijo que deberíamos tener, seria maravilloso, ya es tiempo de pensar en eso, si había dejado tanto tiempo pasar era porque tenias que vivir algunas cosas, al final solo dejo caer, tenemos un buen ADN pues hay que juntarlo.
Claro que no tengo buen adn pensé, no veo, tengo problemas hormonales, a veces no escucho, me gusta demasiado la comida chatarra y cuando hablo digo tonterías, ¿pero como es que estamos aquí como planeando un ilícito, qué lo hizo deducir que podríamos tener un hijo juntos?, si me cae bien y hasta hay amigos que se gustan o se engañan, se van uno o  dos pensamientos y ya me empiezo a reir, pero su seriedad no se dio por enterada. No se si me pareció un tema tan absurdo y por eso no me animaba a decir mucho, o era porque los mosquitos no dejaban de rondar mis piernas. Siguió con la letanía que sospeche, había preparado, seria inteligente me dijo después y bueno puede que no, la verdad ni me puedo imaginar un bicho así. ¡que no encontrare a nadie así!, ¿acaso esto es una broma?, dije en voz alta cuando vi una sombra de hombre rodear hasta la puerta. ¿Qué dices verdad que seria maravilloso, ya tenemos edad de preocuparnos por esas cosas?, alguien esta tocando, voy a abrir. ¡claro que no tengo cara de susto, si me muerdo los labios para no reírme, empieza a ser gracioso! –mi exnovio, el que no me dejo, es genial lo imprudente que siempre ha sido. Y nos miramos, tenia ganas de abrazarlo pero solo nos saludamos, iba a tomarme en sus brazos cuando lo saludo el amigo y con cara de incomodidad lo invito a pasar; lo que acepto enseguida y también una cerveza bien fría, que cliché con las cervezas, a mi me gustan solo en empanadas, le dije cuando me destapo una y me la puso en la mesita.
Aprendí a hacer de esos dulces de nueces y cacahuate que te gustan, dijo acercándose. ¿les interrumpi?, nos pregunto al notar todo a oscuras y en silencio, hablabamos de los hijos, le dijo el, poniendo una silla obsenamente cerca de la mia, del hijo que tendremos, aclaro queriendo tomarme de la mano. ¡wow que lejos va esto!, dije y abri los ojos. Ella será una buena mama para ese niño, pero tu pinche depresivo, ay dios mio que oportuno es este hombre. ¿Cómo voy a ser buena si no se hacer nada?, pues si quieres te enseño a hacer chiles rellenos, se ofreció y nos reimos y la risa fue una tregua de esa tontería. Se levanto el amigo y fue por una botella que decía en letras de molde peache.
–Nunca es como uno cree, ¿tu sueñas una casa con jardín?
–Claro que si, resultas comprensivo
–Y tu cerrada
–Que te puedo decir, solo espero que el bicho vea mas de lo que yo vi, que sea mejor
–Entonces sigues creyendo en lo espiritual
–si—dije riendo–Después de hoy ya no me asusta hablar de nada, ni de la nada
–¿que si te asusta?
–seguir cuando no se como seguir, le dije
–Cuando quieras te hago una intervención— volvió a ofrecerse……. El demonio ha vendido su alma, por las piernas de una rubia que trabaja, que baila y se desnuda en la concordia, un lugar que cierra en las mañanas…
–No quiero ska—le pedimos al mismo tiempo al amigo, no se recrea esa complicidad—Bueno yo los dejo—dijo el y se despidió, me dio un beso en cada mejilla.
–Podemos intentarlo cuando quieras, me dijo mi amigo buscando mi abrazo,
–eh eh, no vamos a intentar nada, le dije haciéndome un poco hacia atrás, luego me pregunto si sentía aun algo por el y lo dijo como si tuviera miedo que le dijera que si, no es eso, pero las ideas te las haces tu porque te crees superior al resto de la humanidad, dices que podríamos intentar, pero es que piensas que soy tan impulsiva o inmadura como tu, las cosas se hacen bien o no se hacen y me sorprende que me digas tantas tonterías, que crees que podría decirle, que tiene un padre inseguro, egoísta y con arranques de arrogancia con el que no contara, no, no voy tras una vida común, le dije y vi esa claridad de mis ojos que tanto me gusta. No creas que fue mi razonamiento, fue el ska que me puso de mal humor, le dije cuando me despedi. ¿los amigos son evasiones fiscales o condenas?, que buen titulo para un articulo de selecciones readers.

 

Anuncios

No me inviten a los toros


Quisiera ser una niña decente y lista,
Quisiera ser (como dice mi madre)
De los que hablan con todos,
Y no de los que soy,
Que miran eclipses solares.
Quisiera ser una mujer (como dice mi padre)
Mas lista, guardar rencores,
Y libros de teatro,
Y no tontear en labios de grana
O faroles
……(Tambien en eso coinciden los raros)

De un momento a otro
Hare mi equipaje, tengo el corazón
Las típicas tensiones,
De guerrero a conformista…

No le llamo casualidad,
Pero me perdí la cena y la corrida de toros,
Me forme en la plaza para que pasara,
para que me mirara,
y me miro y a partir de entonces
Pone cara abajo las fotos de su pasado al iniciar el día,
Y me envía cartas,
Si me pide explicaciones la próxima vez
Le llamare mediocre,
Si me anima,
Dejare la cofradía de mentiras,

Creo que lo único que ha puesto en peligro
Verdadero, el honor de mi nombre
Es negar con la consciencia….
Si y me enamore del filo de la navaja
En mis riñones,
Me encontré con un hombre que como yo,
Lee cosas a medias,
y me enamore, del hambre del pueblo en su discurso,
y los anhelos para mis hojas,

No acepto todos cambios,
No voy a dejar que me rapten del movimiento feliz,
Cariño mío

circunstancia no entendida


…….es bueno que pienses que te repusiste y que esto no acabo con tu espíritu es bueno verte recuperada con ganas de seguir aprendiendo y sobre todo enamorada.
Del amor no quisiera hablarte, pero no puedo dejar de hacerlo, del nuestro, del que siento por mi familia, del que pido a las personas, del que he fingido, del que he mostrado, del que no merezco y el que nunca pude sentir… que el amor no supe como aceptarlo, no supe cómo no nos dañara en el camino, ahora lo único que quisiera es que vuelvas a mirarme con ese orgullo que sentías aquella noche. Siempre dijiste que te enamoraste precisamente de mi por mirar que yo era distinto, pues eso justamente eso me sucedió, me enamore al ver que tu eras distinta, que hablabas de otra manera, de una forma educada y tan inocente, tan alejada a lo que me estaba rodeando en esos momentos. Hay mujeres que uno agradece conocer, si hubieran sido otras las circunstancias, las de ambos, no nos hubiéramos vuelto a separar.

más de quincehoras


–Tienes dormida más de quince horas, ¿porque no sales con ese chico que te invito?
–El de la escuela, le gusta a Ayala
–A ese no, al que usa unas gafas muy grandes
–a Hugo, le doy mala suerte
–¿Por qué no le llamas al vecino de Miriam, a tu amigo
–Ya se graduo, se fue a durango
–¿y porque no me habías contado?
–si lo hice, te conté que se fue, que puso un despacho, que odia el lugar donde vive porque hace mucho calor y que no vive solo, será igual que aquí, una casa llena de ropa y vídeo juegos tirados por todas partes, todo eso te conté
–¿Y a Len porque no le hablas?
–estoy triste no quiero ver a nadie
–pero porque
–No sé, ya no hay zapotes!
–De verdad que eres………
–¿Qué soy, que no te guardes?
–Pues rara, indecisa—me dijo y pensé ¿yo rara, pero que no fuiste tu quien se inscribió para un concurso de serenatas?—Desde chiquitica siempre fuiste así, como cuando te gustaba A y te ennoviaste con B, que se ponía celoso de C y después se acabo
–Me engaño
–Es igual, ah de ser una de esas pautas, después cuando salías con tu amigo este el simpático, tuviste que conocer a JJ y mandaste todo al diablo, y luego te hiciste novia del retrasado de Vei y ese otro al que trataste tan mal, espero que te hayas disculpado
–No tenía porque le dije que no se me acercara
–¿Y ramirez, que era un comodín?
–Nada, siempre quise a JJ, pero yo que culpa tengo que te gusten los hipócritas y mentirosos, voy a caminar un rato–Pensé que estaba molesta, mire hacia el techo y me di cuenta que estaba asustada.

Bajo la lila


–Eres una neurótica, me dijo pero los adverbios de tiempo nos regalan moralejas, y me siento exiliado sin ti. Me gustaría que tú hicieras el brindis de hoy
–¿yo?
Primero tendrían que discutir si son amigos—dijo luzbella
–Lo somos—dijo él
–No lo somos—dije yo al mismo tiempo y sonrió luzbella
–Por favor—dijo y pidió a los demás que escucharan
–Bueno el brindis más honesto que puedo tener es por esta botella
Di lo que en verdad quieres decir—dijo luzclara
–yo me uno, también brindo por el whisky—dijo un tercero y sonrió Luzclara pensando que haría otra vez de las suyas
–¿Por qué?, pregunto el
–Los presentes haremos una vida, algunos nos iremos separando de este grupo y al final ni nos acordaremos unos de otros, pero vamos a terminar por x o y motivo con un vaso de whisky en la mano
–¿Tu te vas a ir?
–Si, y también tu
–Yo no
–Tú ya te estas separando, te condicionan y tú lo permites
–pensé que no hablaríamos de eso
–Eso es un golpe bajo—dijo un tercero
–Alguna vez vamos a tener que hablar de eso
–Pregúntale que piensa de ti—le susurró al oído luzalfa y se hizo un silencio
–¿quieres bridar por algo?—le preguntaron a el
–Por los peces globo
–Mira que sois marinerito
–Mira que le tenes miedo—le respondió luzalfa
–Me acorde, de tu timidez del principio, hay ratos en los que te siento nuevamente así y me parece que el tiempo no ha pasado
–Y va a seguir pasando, un día despertaras y te sentirás extranjero y ya no podrás darle la espalda a la melancolía de tu rostro y empezaras a ver que se rompieron las alianzas con tus padres porque no te hablaron sinceramente del tiempo, del desgaste, del esfuerzo, y veras que esa persona empezó hablando mal de ti y termino engañándote con alguien que cubría mejor sus necesidades, posiblemente será doctor y pensaras como quede fuera de mi propio juego y si lo aceptas todo, se ira borrando el respeto de tus hijos; y entonces no habrá tenido sentido el esfuerzo
–Creí que habría salidas alternativas—dijo y luzmedieval negó con la cabeza
–¿lo corregirías?
–Me parece mucho tiempo para que no lo hayas hecho porque eres muy valiente, al menos yo estoy buscando el momento
–Es más difícil de lo que crees—dijo el
–La verdad yo creo que los dos lo tienen fácil—dijo un tercero
–El primero que se equivoque, me dará su cabeza—dijo luzmedieval
–¿Yo en que lo tengo fácil?
–Tu voluntad es fuerte—le respondí
–Tu confías mucho en mi—dijo el
–Y no deberías—dijo un tercero
–¿Crees que ella vino a escucharte?—le murmuro al oído luztemida y el abrió otra cerveza
–¿Por qué viniste?
–Porque me acorde del traficante de botas de cuero
–¿botas de cuero?
–Para el golpe de estado—respondió el
–¿Por qué no te vas conmigo si ella siempre te ha excluido?—le dijo luztemida
–¿porque no me quedo y te regalo un crimen pasional?—respondió y sonrieron
–¿Con quién hablas?
–Ya te había dicho que tengo el don de escuchar al maligno
–A ella no le gustan los presumidos—observo el maligno
–Ella tiene miedo—dijo molesto y luzefímera se rio a carcajadas
–Ella tiene frio y está pensando desde la mañana en otros versos, ella está enamorada de un cómplice que la escucha hable de lo que hable, de alguien que no es perfecto; ni en pasado, ni en futuro. Ella no tiene cuentas pendientes, vino comparar sus fracasos. Y el tampoco piensa en ti, está recordándola, está pensando cómo arreglarlo, por los dos, porque no quiere conformarse, esa es la clave, tu eres buen músico y lo dices todo el tiempo, pero él no se conforma y no necesita decirlo—le dijo luzefímera
–Eres un reactor nuclear
–Tengo 25 años y no me censuraron, fui inocente por naturaleza, ahora creo que, elegía  lo que pensé que no me haría daño, sin pensar que el exterior es una balanza sin integridad, lo que medí es lo que iba a entrar, lo que debí medir era lo que iba a salir—dije, lo demás ya se puso muy borroso.

Unas tardes después recibí una invitación para un concierto de zoe. Ayer vi una película española que me gusto, tenía una concepción muy abierta del tiempo y escenas de lo que es primordial para las personas. Llego tarde mi ma, se asomó un poco y dijo, ojala fueras mas así, ¿más cómo le pregunte?, porque era una escena donde un bato del Mediterráneo roba y cuando va huyendo se queda mirando a un tipo que canta en la calle, que hablaras con todo el mundo…. que tuviera un carácter bonito, que fuera obediente, que fuera médica, ay ma pues si te falle en todo.

Hold on, hold on…..


I
Aun rodeado de lo que te has rodeado
Sabes que huelo a mujer,
Asocias el aroma con el placer,
si te place, te dejo,

Aun pensando en lo que estás pensando,
la caza de brujas
dejo el jardín sin vaho,
…..Aun en invierno diré,
hueles a verano, (y me espantas),

puedo dejarte de oír y tu puedes enmudecer,

Lo que no sabes,
es que después de arder,
desaparecerá la sabana del mesón,
con su sudor y su ulcera,

aun sorprendido
por quererme como lo has hecho,
te volverás a colocar los ojos,
y los versos
y apuntaras, otra nostalgia,
–tu me gustas del tocado a los zapatos (mujer)
Y a pesar de todo,
No se dónde cortar tus flores,
(Siempre pusilánime, impulsivo)– ¿Y la florería
Mas cercana?

Aun dispuesto, o predispuesto a no ser tu,
Te fijas en que huelo,  (solo un pretexto)
¡eso es, eso es, te desprecio!….

II
¿Quien es mas idiota,  yo que estoy mirando el mundo
o el que no lo encuentra,
yo que me hago mensa o el que evita el tema?
Pensamos, bueno un poco lo que nos conviene
Un poco en lo que nos place…
¿Quién es mas idiota, el que con su cuerpo,
no me deja pasar a otras calles
o yo que no atino en el rodeo?

III

Fíjate en el amuleto de mis lágrimas,
Porque fuera no hay mucho que ver,
lleno el cuerpo de un imbécil
Que ni a canalla, ni a memoria llega,
¿Porque buscas en la tinta de la piel,
Las ceremonias de iniciación
Y la tarjeta bancaria?
¿Qué quieres un trabajo o una canción?,

Decídete por mí, el borracho creyente,
Guerrero que has trastocado,
El solitario intoxicado de ciudad,
El farolero,
al que se le quedo el ultimo huracán
en la punta de la lengua,
¡sois la persona con quien hablaría en este momento!
¿sois la persona… con quien hablaría en este momento?
¡Que pánico te da contestar!
¿y cuando lo escuchas,
Tu que sientes cuando lo escuchas?

te deseo, esta tarde, te deseo.
Pero aguza los sentidos
Y fíjate en el verdadero amuleto,
Ya retire las promesas…

 

IV
Deseaba que la pared fuera gris trabajo
y no gris sucio,
………….las diferencias son un tabú todavía,
el gris al que aspiraba sigue siendo
parte de tu mancha,
igual que cuando veía el coral envuelto en arena.

También t reccuerdo


Me dijiste que habláramos del entorno. El viaje sentimental de mis neuronas iba en la carretera. ¿Cómo es que muchas de mis fantasías siguen ahí?, que ganaría con ocultártelo. El tipo de enmiendas que hice, detenerse en la galería, recorrer el centro, responder preguntas, terminar el trabajo, todo para hoy, tiene su encanto que haya otra super visión mañana, que sean otros distritos donde aniden los cuervos. Tráeme una botella de vino cuando vengas de visita.
Asociación del yo con ese otro (tu por ejemplo) que estas hablando, por supuesto, libre, porque no soy de las personas que quiere todo el mundo. ¿Seras un mosquetero?
Te deseo: ahora podrías quitarme del anonimato. Ese será mi problema, tal cual la opinión, pocas veces puedo compartir y tal cual la repetición, anhelos, explícitos de alma mía.  vibra algo en mi pecho, en este rato de recuerdo. ¿Vendrá acompañada la excitación del contrapunto esta vez?, porque esos momentos me llevan a la reflexión y a la cima del mundo. los estrogenos por Hiroshima y los claveles por Nagasaki. El soporte de tu cuerpo encima del mío y las ansias de ese mismo cuerpo de caminarte, de encontrarme con la sensación de que estas olvidando una caricia en mi pecho, haciendo otra decoración, con mas suavidad que el papel, que las hojas del árbol, que los cojines que están al fondo. Quisiera empezar con una pregunta, ¿se me ve bien este sombrero?, querré una respuesta mineral.
Entraremos en el juego de dar por dar, de darse ardiendo, de darse tibio, de sentir como se adueña de tu boca la humedad y de ver que hemos encontrado una cisterna. ‘podes sentir todos estos cambios. Se expone la piel nuevamente a darse y que la memoria guarde dimensiones de brazos, de recrudecer los sensores, hablando de ellos, de alimentarlos con movimientos suaves de las manos, frotándose ligeramente en la espalda. Algo grande, como lo estoy imaginando. ¿Entonces te gusto esa primera caricia?, perdida debiste sentirla porque entre el espacio, la oscuridad y el ahogo no había lugar para mucho mas. Pero eran muchas curiosidades para un solo día, eran cortinas delicadas, flores secas, calles inclinadas, pasos que no miden, lenguas que motivan, sillones para dormir, reproductores de casetes dando la espalda al siglo de la tecnología, suelo cubierto por recibos, era para dos, eso vi. Me contás por favor con que palabras expreso la quietud que tu transmites. ¡Que me empieces a buscar!, que no transformes mis temblores mas que en consecuencias, de esas que hacen volar tu mente, o de las que tienen un fin practico, porque cuentan las historias de mis libretas, esta la estoy contando en tantas hojas, la estoy viviendo en tantos sueños que me parece mentira. Ahora podría poner música bajito, ir a darme ese baño y continuarla en la libreta azul, primero tendría que buscarla, lo que me deja el tiempo que quiero para otro desliz mental de tus labios unidos a esta carne, dándome magia.